04 julio 2006

FECK!

Autor: Paco Fox
El mundo del frikismo es como un universo paralelo en el que todos los caminos acaban cruzándose. Desde freaks de La Guerra de las Galaxias compartiendo estreno con fans de El Señor de los Añillos hasta el mismo Vicisitud y Sordidez haciendo los seis grados de separación con Kevin Bacon pasando por Tony Banks. Todo está interrelacionado en una armonía que ya quisiera el cutre de Robert Altman para una de sus pelis de feismo cinematográfico (mal) y vello púbico de Julianne Moore (bien).

Vicisitud y Sordidez y yo estamos unidos en nuestra depravación más allá de los continuos y naturales toqueteos de glúteos a los que nos entregamos con alegría cada fin de semana. Esto volvió a ponerse de relevancia hace unos meses. En aquel tiempo, le hablé de una serie de televisión de los 90 que él no conocía y que se llamaba Father Ted. Le comenté que trataba de tres curas en una isla irlandesa: uno subnormal, otro alcohólico y otro que desfalcó el dinero de una colecta a Lourdes. Y él vio que eso era bueno. A la vista de su interés, pasé a describirle la que sin duda es una de las más grandes figuras del panorama televisivo británico de todos los tiempos. Y no lo digo yo, que también lo dice
Hans Magnus Enzensberger.

El personaje en cuestión se llamaba Father Hackett. Ya sólo con ver la
foto, podéis imaginar lo sórdido que es el tipo. Pero este señor alcanza cotas mucho mayores de chunguez una vez descrito en profundidad. Se trata de un cura exiliado, totalmente alcoholizado y que casi sólo dice cuatro palabras: ‘Arse!’, ‘Girls!’, Drink! y ‘Feck!’. Esta filosofía vital es algo que alabamos sin reservas desde este blog. Denme cien Padres Hackett antes que un papa homófobo cuya única obsesión es condenar a los maricones al séptimo círculo del infierno.

El caso es que el palabro ‘Feck’ (una forma simpática de decir ‘fuck’ originaria de Irlanda y popularizada por la serie) le llamó la atención a Vicisitud y Sordidez. Resulta que existe una portada de un disco de su grupo favorito en el que los músicos aparecen vestidos de curas, con el mantecoso guitarrista gritando tan bella interjección. El grupo, como no, es Marillion, autores de CDs con títulos tan gloriosamente freaks como ‘Anoraknophobia’ (Lo cual significa: ‘No odiamos a los anoraks – que es como se dice friki por las Inglaterras de dios, la reina y las tías chungas). La demostración definitiva de que el género musical más sórdido es el rock progresivo. Pero ese es otro tema que trataremos en profundidad, para vuestra desgracia, en un futuro cercano o cuando nos salga de los escrotos.


Una vez más, la universalidad del frikismo triunfaba y nos unía en una comunión de sordidez. Así que, niños y niñas, uníos a nosotros y disfrutad del Padre Hackett y la gran serie Father Ted. Y si no… FECK OFF!



4 comentarios:

La navaja en el ojo dijo...

Muy buen artículo. Me he reído un montón.

Roger dijo...

Cojonuda serie. Me ha encantado. Ademas de la megaestrella Father Jack, no hay personaje principal o secundario sin gancho

LA PERRA VERDE dijo...

La serie es enorme y se va haciendo más bizarra, surrealista y bruta a medida que avanza y contra todo pronóstico, está en su apogeo cuando acaba. Pena que el actor que encarnaba a Ted muriese. Eso si, mucha gracia el padre Jack pero da un asquito que argssssssssss, en la mayoría de los primeros planos (que anda que no se deleitaban) tenía que apartar la vista XD, era superior a mis fuerzas.

Paco Fox dijo...

Nosotros somos especialmente fans del capítulo 'Kicking Bishop Brennan Up The Arse'. Su enajenación y vicisitud es algo a la que pocas veces se ha llegado en la historia de la televisión.

Related Posts with Thumbnails