agosto 2015

Dadas mis conocidas vicisitudes estomacales, durante gran parte de mi vida he estado expuesto a esa cosa terrible que toda persona enferma ha de sufrir: la comida de hospital. Y, alternativamente, a los consejos de amigos y familiares. Entre ellos siempre (SIEMPRE) hay alguno aficionado a los remedios milagrosos. Un nombre español muy acertado porque, ¿alguno ha visto algún milagro en toda su vida? Quiero decir, aparte de mí, que conseguí follar a los 22 años con una chica que se parecía a Natalie Portman.

No: los milagros no existen. Y las medicinas milagrosas, por lo tanto, tampoco. En el país Sin Nombre (esto es, los EEUU de Norteamérica que no son Méjico) lo suelen llamar, influidos por las películas del Oeste, ‘Snake Oil’ (aunque el origen del término puede que no sea necesariamente de allí), lo cual es más creíble, pero no menos alarmante. ¿Se tomaría un hipocondriaco como yo algo que se llama ‘Aceite de serpiente’?. No. Si acaso, aceite de ricino, que era lo que le daban a Zipi y Zape. Aunque por qué Don Pantunflo insistía en alimentar a sus hijos con laxante es algo entre Escobar y lo que se echara en su pipa.

Así que yo, antes de darme cuenta de que toda la mierda de productos que se autodenominan naturales y curan desde el ardor hasta los gases pasando por el exceso de esmegma en el prepucio son una engañifa, probé muchas cosas. De todo menos porros, vamos. Y creo que eso SÍ que me habría ayudado. Aunque, como el aceite de ricino, me habría dado cagalera.
Lo que tomas de la naturaleza, a la naturaleza lo devuelves. Generalmente, por el orto.
Pero nada, NADA de lo que pude comprar o me fue regalado superaba en jrandeza a estos dos productos procedentes de Perú. Os presento las mejores panaceas conocidas por el hombre: BORRA-CHO y VIGORÓN.

Empecemos por Borra-Cho.

La bebida que promete borrarte el Cho. Que será como la versión andina del Chi ese que tanto se menta en las tiendas de productos new age. Aunque a mí me suena a grito de guerra guarro: "¡TE VOY A BORRAR TODO EL CHO! - gruñó él ante el pavor de ella, que saltó instantáneamente de la cama en busca de su spray de pimienta."

En la frontal del brebaje vemos al primo sudamericano de James Wallenstein dispuesto a engullir una pinta de birrita mientras se va a dar un festín frutal fálicamente organizado. Una cantidad de líquidos que dan para mear una piscina y curar más estreñimientos que el aceite de ricino.

Obviemos por ahora que la mezcla de tipografías y colores está a la altura en absurdez de la de cerveza para acompañar un festín de frutas. Más que nada porque nada superará en ese tema a VIGORÓN. Fijémonos sin embargo en lo que promete:

“ANTI ALCOHÓLICOS”

Yo pensaba que lo más eficaz anti alcohólicos era obligarles a beber sólo cerveza Skol o su mejor alternativa y muy similar en cuanto a sabor, meado de James Franco que ha pasado ya tres veces por sus riñones. Pero no: aquí no tenemos, como supuse al primer vistazo, un remedio para la resaca, sino un invento digno de El Profesor Tornasol. Feck: de hecho, sí que lo creó en ‘Tintín y los Pícaros’ con maravillosos resultados. ‘Borra-Cho’ promete curarte de la afición por el alcohol. ¿Cómo? Dejando “Tu salud en buenas manos”, esto es, en la de un tío sudoroso con pintas de llevar ya más de cuatro pintas. (¡Forsale!)

Veamos para qué sirve en teoría y qué contiene la cosa ésta:


Leñe: esto tiene más indicaciones que la M30. Analicemos algunas de las afirmaciones:

“Disminuye la sensación AL alcohol”: Obviamente, el que escribió esto no usa el producto, porque sólo con cinco ginebras se puede entender esa gramática.
“Anti Tabaco”: ¿Te quita las ganas? ¿La olor? ¿Sirve para apagar el cigarrillo si le echas eso encima? ¿Te pone multas? ¡Más claridad en tus afirmaciones, Borra-Cho, por favor!
“Purifica la sangre”: ya que estamos, nunca está de más echar una mano al hígado y los riñones. O, si eres Charlie Sheen o Massiel, lo que quede de ellos.
“Limpia los pulmones”: ¡Obviamente! ¡Porque es anti tabaco! Esto es más eficaz contra el alquitrán que un mariscador gallego que ha sufrido las decisiones de Rajoy sobre petroleros naufragados.
“Reconstituyente cerebral por el abundante consumo de alcohol”: ¡Ah no! ¡Eso no! El alcohol dañará conexiones neuronales, pero es selectivo: jode sólo las que hace que te de vergüenza entrarle a las munheres. Y ESO LO NECESITO. Con eso no me van a convencer.
“Depresión, Cirrosis, Ansiedad excesiva y Diarreas”: Eso sí que me lo creo. Me creo que beber esta pócima produzca todo eso.

Pasamos al contenido de la cosa, que es una combinación de productos de horticultura y lo que parece ser la tierra en sí. Porque, si bien lo de comer raíces seleccionadas me suena a un niño de dos años preparando su bufé frente a una colección de macetas, lo más preocupante es el tema de “Tamarindo Tierra Virgen”. Me asalta el temor. Por dios que alguien me diga que no se han olvidado una coma tras la primera palabra. Porque he buscado en Google si existen las tres juntas y no me ha salido nada. Así que deduzco que la próxima que quieras beber, lo mejor es hacer un festín de jardín de infancia y comerte los arriates de tu vecino.

Veamos ahora el lado opuesto del producto:

Aparte de vendértelo como medicina, me parece fascinante que no digan “un vaso”, “cinco cucharadas” o “Un manguerazo directo en la uretra”. No. Tenían que usar el término “Copita”. ¿Pero acaso no se trata de NO incitar a beber alcohol? ¡Coherencia, señores de F&E laboratorio! ¡Coherencia!

Como era de esperar, lo importante es que es un producto NATURAL. De la falacia natural ya he hablado en el blog: todo es un veneno en la dosis adecuada. El cianuro es natural, así como las setas alucinógenas o la placenta que se come Tom Cruise. Eso no quiere decir que sea bueno o malo. Todo es química, y la toxicidad de cada elemento depende de la dosis que se ingiera de él. En el caso de los cafés de máquina, medio vaso.

 Obsérvese también que “por motivo de piratería (copia) de los diseños, hemos variado el diseño de las cajas. Gracias no se deje sorprender”.

Obviemos la repetición de palabra e incluso la aclaración de que “piratería” se refiere a “copia” y no a Guybrush Threepwood. A mí lo que más me gusta es el “Gracias no se deje sorprender”. A varios niveles. Una vez más creo averiguar que falta un signo de puntuación. O quizá los autores del texto quieren dar sensación de cercanía al consumidor objetivo de este tipo de productos usando técnicas de escritura cercanas a un whassapp que le mande el Nelson a la Jenny. En segundo lugar, me gusta que se use ‘sorprender’ en lugar de ‘engañar’. ¿Acaso los comerciales de las marcas rivales de Borra-Cho te asaltan por las esquinas de Lima con un tubo introduciéndote amablemente el producto rival? ¿Pero cuánto se bebe en Perú como para que haya más de un brebaje para evitar el alcoholismo? ¡Por dios, que no estamos en Teruel! Allí sí que entendería que la mayor causa de muerte fuera la cirrosis.

Pero pasemos ya a lo que estabais esperando con ansias. Os presento… VIGORÓN

Era exactamente lo que pensabais, so guarros
Señores: que aprendan los que mandan spam de viagra. Esto es una maravilla de diseño para atraer al target objetivo de este producto. Lo tiene todo. La foto de anuncio guarro del Climax (la paja proletaria de muchas infancias). El contraste de las flores de arriba. Las letras (sin tilde) que arden por arriba y, atención, EYACULAN POR DEBAJO.

Los diseñadores de esto está claro que NO tomaban Borra-Cho.

Pero analicemos el texto gracias a Google. Porque no tengo ni puta idea de lo que dice.

“3 AL HILO ROMPE CATRE”. En español: Hacer un triplete de polvos y destrozar el mobiliario. Si hay descanso entre eyaculación y eyaculación no se dice, ni si el bebedizo quita el dolor de huevos de tal hazaña.

“RSX”: A mí me suena a tarjeta gráfica, pero tras mirar en medios tan reputados para el mercado latinoamericano como Yahoo Answers, me da a mi que se refiere a algo de motor. Vamos, que taladrarás como una máquina. Elegancia. Sutileza.

La cosa se complica con lo siguiente:
“Guanarpo Kh3 Machacón Insaciable”. Vale. Creo que las dos últimas están claras. La primera es una forma de escribir ‘Huanarpo’, que es una planta tradicionalmente asociada con la potencia sexual. Pero vamos, que también lo son los cuernos de rinoceronte y me da a mí que entre eso y una viagra, mejor el vasodilatador azul. Kh3 no es, como cualquier persona de bien pensaría, el ‘Kingdom Hearts 3’ o un desengrasante, sino un compuesto usado por webs de medicina sospechosa a las que no le fiaría ni mi cuenta de mail alternativa para webs porno.

Tu salud, sin duda, en buenas manos.

Pasemos ahora a las indicaciones que, como con su producto hermano, no podían quedarse en un simple “La vas a tener más dura que pisha de Lobezo”. No. Hay más. Muchas más. Analicemos algunas:


“Prologa el orgasmo”: ¿Cómo que lo prologa? ¿Acaso aparece algún famoso justo antes de que te corras para narrar el evento? Imagino a Nacho Vigalondo o Ángel Sanchidrián entrando por sorpresa en tu casa al grito de “El chiquín está empujando como loco y está a punto de polinizar a la Luisi, que da empellones como cabra adicta al Red Bull
“Aumenta la producción de espermas”: Un momento… ¿Es que hay más de un tipo de esperma y yo no lo sabía? ¿Acaso hay gente con más de dos huevos capaces de hacer lefas de otros colores, sabores y texturas? Mi mundo oficialmente acaba de sufrir un terremoto.
“Malformaciones testiculares”: Dios mío. No solo no creo que una líquido pueda eliminar una malformación física. Es que, sobre todo, no quiero ni escribir en Google esas dos palabras juntitas. Que ya puse una vez ‘Enfermedad de Prolapso’  y otra ‘Sánchez Dragó Follando’’ y mi mente no se ha recuperado todavía.
“Tonificanbte nerviosoespermatorrea”: Aquí ya directamente están de cachondeo. Voy a intentar explicarlo:

Voy a intentarlo otra vez: Nuestros amigos de F&E usan “tonifibca” quizá como palabra inventada para describir lo que tenían en mente, que es “Evita”. La espermatorrea es como eso que sufría Concha Velasco, pero con semen en vez de pipí. Lo de añadir nervioso delante supongo que será para jugar a inventar palabras compuestas más largas que las del idioma alemán.

Finalmente, lo remata con un “Dolor testicular” que viene a ser lo que piensan los que compran este producto y se sienten estafados: MAL DOLOR DE HUEVOS OS DE.

Y otra copita tres veces al día (¿es que quieren que vayamos siempre empalmados?) y se obrará el milagro doble. No probaréis el alcohol y podréis follar como máquinas. Aunque claro, la clave no es si esta mierda funciona o no (que no). Es que ¿quién demonios quiere no beber y encima follar tres veces sin sacarla? La vida es demasiado bonita para no tomarse una sangría de vez en cuando y para preocuparte por hacerte el macho. Yo llevo meses sin follar y aquí me tenéis. Escribiendo posts de blog.

En calzoncillos.

En verano en mi casa.

Solo.

Sin ligar ni siquiera virtualmente.

Sin follar.

Voy a ver si hay alguna tienda de productos de importación latinos por mi barrio.

No veáis lo cómodo para ofrecer contenido a las redes que es hacer un podcast. Te pillas una tarde, unos micros, dos colegas y A RAJAR. Pero RAJAR RAJAR. Tres horas hablando. Al final, tenía la lengua como el labio exterior de una monja de 99 años y la garganta como la de un Fremen con el destriltraje estropeado.

Yo iba a Tiempo de Culto a hablar de Dario (sin acento en la "i": durante toda la tarde se discutió sobre decir 'Argento' o 'Aryento', pero nadie pronunció el nombre adecuadamente), pero Ángel Condón, quizir, Codón me tendió una trampa y propuso como tema hablar de absolutamente todo el cine de género clásico italiano. Coño: hasta se discutió un poco sobre spaguetti westerns. Y sobre Álex de la Iglesia. Y sobre Asia Argento. Y sobre sus tetas. También algo de giallo, un poco de directores malos, y bastante sobre Asia Argento.

¡Ah! Que no se me olvide: También sobre Asia Argento.
No es mi tipo
Aquí os dejo este podcast veraniego llenito de spoilers de pelis con mucha edad que podéis escuchar trabajando, haciendo trekking, en la playa o viendo una peli rusa de tres horas para hacer el trance más extraño todavía. También podéis ponerlo para practicar sexo mientras escucháis la varonil voz de Ángel Condonni o la sedosa sonoridad de Domingo Dark Vynil. Lo malo es que a menudo hablo yo. No se puede tener todo en esta vida:

http://www.ivoox.com/tdc-podcast-11-fantaterror-italiano-y-audios-mp3_rf_6745398_1.html

Siga al autor de ESTO en Twitter:



Verano. Nadie leyendo. Y yo tenía una cita pendiente. Cuando planeas una trilogía y te das cuenta de que la tercera parte no era buena idea, tienes varias opciones:

- Haces el ‘GRRRRRR Martin’, esto es, alargarlo todo con capítulos de relleno hasta que se te ocurra algo mejor o mueras de obstrucción coronaria.
- Haces el ‘Walden Media’ y, como las películas de Narnia, la dejas ahí sin terminar
- Haces un ‘Espada de Joram’ y publicas el desastre de tercer capítulo para vergüenza y risa de los lectores. Naves espaciales, Margaret y Tracy. En serio. ¿En qué cojones estabais pensando?

Yo, como viejo fan de la 'Dragonlance' e incluso de 'El Ciclo de la Puerta de la Muerte', voy a acabar como sea lo que empecé. Con el truco de que en estas fechas nadie leerá esta actualización. Así que ahí vamos.

En mi primer artículo-performance para erigirme como el Héroe Neverfucker absoluto de la blogosfera, me puse cagando. Pero, claro: se puede esperar que se piense que estaba simulando echar el zurullo. Y lo estaba. Que, niños: en el cine todo es mentira. Y en la telerrealidad youtubera mucho más. Excepto el vídeo sobre mi colonoscopia. Eso fue todo cierto. Si hubiera estado guionizado, habría llevado, por ejemplo, una barra de mantequilla a la consulta para hacerme el gracioso (porque yo tengo curtura y he visto El Último Tango en París y sé para que se usa ese complemento del desayuno). Pero mis ánimos tras días de ayuno y 24 horas de limpieza profunda interior (y no me refiero a meditación trascendental, aunque tanto tiempo sentado en la taza del váter podrían haber servido para alcanzar el nirvana a través del aburrimiento y el escozor) no estaban para bromas preparadas.

El segundo artículo no recuerdo de qué iba. Era el de transición hacia la cumbre que se supone que iba a ser este último. De hecho, acabo de mirarlo y se trataba de una defensa de las cascarrias. Esta idea completamente oligofrénica puede parecer muy arriesgada de cara a las mujeres, pero os aseguro que hasta Scarlett Johansson se ha sacado un moco molesto cuando nadie la estaba mirando. ¿Hace eso que no os la queráis follar? No seáis gilipollas: Vosotros NUNCA os follaríais a Scarlett. En todo caso, Scarlett os follaría a vosotros. Sólo si NO os ve hurgándoos la nariz, so guarros.

Así que todo se construía hacia un tercer post que sería el que me granjearía el odio de todas las lectoras. El definitivo. El acabose. El tapón de corcho de champán en la uretra para toda la vida:

Y es que hay una clara correlación entre las tías a las que les gustan exageradamente los gatos y tener un gusto pésimo a la hora de escoger hombres. Esta afirmación podría parecer una rabieta de alguien que no ha conseguido follarse a locas de los gatos. Una queja de un adolescente frustrado.

Y claro que lo es.

Pero esta es mi teoría: Yo he convivido con una gata que me gustaba acariciar cual Dr. Gang (la llamaba 'Chichi Guarra') y está claro que los felinos son monos. Lo son. Mucho. Decir lo contrario sería como dudar que Alexandra Daddario o Natalie Portman sean preciosas. O eres ciego o careces de visión o has perdido la vista.

Pero son adorables y bonitos (y ahí está la clave)... como el chico duro del instituto.

Sí: todo regresa a la época más importante, formativa y de mayor retraso mental de tu vida: la adolescencia.

En secundaria e incluso cuando pasan unos años y ya empiezas a pensar que aquel tatuaje en el cuello en forma de calavera puede haber sido mala idea para encontrar trabajo, es usual que las chicas se sientan atraídos por los malotes. Los guapetes solitarios y misteriosos que pasan de ellas y se acercan sólo cuando les conviene. Esos que sólo la quieren para algún polvo (comer whiskas), a veces te dan alguna hostia emocional o física (arañazos por todos los brazos) y nunca limpian nada cuando van a tu casa (cagarse en la alfombra en vez de en la caja de arena porque francamente pasan de ti y saben que no eres una amenaza como los depredadores que dieron origen a esa tan conveniente pauta de comportamiento).

Por lo tanto, las locas de los gatos son aficionadas a las relaciones tóxicas. Ellas dan por hecho el amor de esos tipos tan atractivos se portan a menudo mal con ellas y que pasan cuando les llamas y no te devuelven los whassaps (de hecho, está científicamente demostrado que los gatos reconocen a sus amos pero les importan un carajo y no acuden a su llamada). Es que son muy inteligentes e independientes. Y eso es lo que les gusta de ellos. O, en todo caso, ya los cambiaran.

No. Te aprecian un poquito porque le das de comer (esto es, le das coño). Y punto. Y no los vas a cambiar.
En realidad no es un capullo... yo lo cambiaré. Me convertiré en un putón verbenero para que me quiera como yo NO soy.
La relación entre gatos y hombres es muy distinta a nivel evolutivo que la de los perros. Los segundos evolucionaron de aquellos caninos salvajes que dedujeron que acercarse de buen rollo a las hogueras de los hombres primitivos podía darles más comida por simpatía que los que iban de duros, pasaban, gruñían y se morían de hambre. Selección natural.

Los gatos, sin embargo, empezaron a relacionarse con personas más tarde. Con la llegada de los primeros asentamientos y el invento de los graneros, los felinos que se acercaron a las poblaciones humanas (por lo que he leído, en Egipto) lo hicieron como tu novio del instituto que tenía amoto y parecía dos años mayor: con el "sano" propósito de obtener fácil sustento. La realidad es que los gatos, como en los dibujos animados, SÍ que son aficionados a zampar ratones, por mucho que a nosotros hoy en día nos mole darles latas de paté de atún con sabor a mostaza antigua y reducción al Pedro Ximénez (sí: he probado comida para gato y, como decían en esa obra maestra que es ‘Despedida de Soltero’, a veces esa mierda está rica). ¿Y dónde había roedores? Pues cerca de los graneros. Así que a los granjeros les molaba que le controlaran las plagas y a cambio los dejaban tranquilos.
Hoy en día más te vale no ponerle un ratón por delante si no quieres que te rompa toda la tapicería.
Vamos: una relación de conveniencia y de tú a lo tuyo, que yo me dedico a lo mío. Los perros iban a hacer la pelota, como cualquier pagafantas estilo, qué sé yo… YO MISMO. Los gatos se presentaban como relación simbiótica y nunca emocional.

¿Cuál es la clave de que entonces gusten tanto esos hijos de puta desagradecidos? Quizá que sean curiosos como niños pequeños, lo cual despierta nuestro instinto de cuidar a la camada. Los felinos son de explorar. Deja a un perro o a un Paco Fox solo en medio de El Retiro y volverá corriendo a tu casa. Deja a un gato y buscará el mejor sitio para realizar actividades lúdicas que toda persona normal disfruta como reventar globos a los niños.

Los novios duretes tóxicos son curiosos también y aficionados a explorar otras vías vitales. Liarse con tu amiga, por ejemplo. No llamarte en tu cumpleaños. Desaparecer en un fin de semana de drogas y putas. Gastarse tu dinero en tragaperras. Y, si encima te lo has echado guapo y retrasado, cagarse en tu alfombra para demostrar quién manda.

Tanto gatos como novios tóxicos a menudo se restregarán contigo como método de interacción social. Tú lo interpretarás como que quieren. Él lo hará para marcar territorio frente a sus amigos. Como freak con novia en el Festival de Sitges, ha de quedar claro que ERES SUYA. Y nada de hacerles carantoñas. Un estudio de 2013 demostró que un alto porcentaje de gatos odian que les toques (he dicho 'alto porcentaje': no me vengáis ahora en comentarios con vuestras evidencias anecdóticas). Supongo que serán como ese noviete que no quería que le dieras caricias en público, aunque probablemente en este caso sea, bien para dejar abiertas las posibilidades con otras tías, bien porque eres Tony Manero y no quieres que te despeinen.
Nena, yo te quiero, pero me da igual que tengas la regla: me la vas a chupar porque soy el puto amo (cosa que pasa en la película, a propósito, que no era un flim familiar como se piensa)
Pero tú, a pesar de todos sus desplantes, sus arañazos y su pasar de ti como de la mierda, seguirás pensando que tu gatete es maravilloso. Aunque seas tío. Porque esto es aplicable a los hombres también, si bien no hay tanto loco de los gatos. Además, si eres tío, puedes usar tu mascota para poner fotos en facebook del bicho y así atraer a tu cama a otras locas de los gatos y acabar felizmente viviendo juntos y lanzando felinos acompañados de gritos sin sentido a todos los que pasen por delante de vuestra casa. ¡Qué bonito es el amor!.
Sólo tiene que buscar un alma gemela en internet que tenga página de Facebook de su gato y serán felices.
En conclusión: lo he conseguido. Porque, si estás en internet, puedes meterte con los gustos de una chica. Puedes decirle en plan Anakin Skywalker que te hace ilusión una dicatura. Puedes ser politoxicómano. Poner vídeos tuyos cagando. Decir que te has comido cascarrias. Confesar que eres adicto al juego y putero. Pero nunca, nunca, te metas con los gatos ni te inventes una teoría de mierda veraniega llena de generalizaciones injustas que los una a un comportamiento sentimental imperfecto. Y yo, el Nuevo Héroe del No Follarás En La Vida, lo he hecho.

Soy un tipejo muy muy triste.


PD: Todo este post se ha realizado sin hacer ninguna referencia a que sin los gatos no existiría internet y sin poner gifs de ninguno haciendo monadas o tocando instrumentos. Creo que merezco un premio a la contención.

PPD: ¡Oh, qué cojones! ¡Un gif sólo! ¡Es que son tan monos!


MKRdezign

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Con la tecnología de Blogger.
Javascript DisablePlease Enable Javascript To See All Widget